El Ministerio de Salud difundió recomendaciones para escuelas ante casos de faringitis estreptocócica

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr +

El Ministerio de Salud de la Provincia dio a conocer una serie de consejos para que tengan en cuenta los establecimientos educativos si se presentan casos de faringitis estreptocócica y también cuáles son las principales medidas para prevenir contagios.

 En esa línea indicaron que ante la aparición de esta patología no debe automedicarse y sí consultar de inmediato al médico.

El jueves pasado, el gobernador Alberto Rodríguez Saá, se reunió con su equipo de trabajo ante la preocupación en la sociedad por las muertes de seis personas en distintos puntos del país debido a la aparición de la bacteria streptococcus pyogenes.

Ahí afirmó que “en la provincia de San Luis no se han reportado casos graves ni fallecidos por esta bacteria”. Y agregó: “La recomendación que hacemos es mantener la tranquilidad. Esta bacteria es común, no es nueva; el remedio a esta enfermedad es la penicilina y la amoxicilina, y Laboratorios Puntanos lo produce y lo tiene en cantidad suficiente”.

La faringitis es la inflamación de la faringe, la cual se encuentra en la parte posterior de la garganta. Esta patología, cuando es de tipo aguda, puede ser causada por infecciones bacterianas o virales. Uno de los agentes causales de faringitis por infecciones bacterianas es el streptococcus pyogenes del grupo A, que produce la denominada faringitis estreptocócica, amigdalitis estreptocócica o faringoamigdalitis estreptocócica. Las mismas afectan a la faringe, las amígdalas y en ocasiones a la laringe.

Los síntomas más comunes son: fiebre, dolor de garganta, garganta roja con parches o puntos blancos o grises, dificultad o dolor para tragar, ganglios linfáticos inflamados, malestar general.

El período de incubación y, por lo tanto, el inicio de los síntomas de esta enfermedad ocurren de 24 a 72 horas después del contagio.

Los síntomas de la faringitis estreptocócica generalmente mejoran en un período de tres a cinco días, independientemente del tratamiento. Las infecciones por la bacteria streptococcus pyogenes son habituales en la población infantil, aunque pueden ocurrir en otras edades y se presentan con mayor frecuencia hacia finales del invierno y principios de la primavera.

Cursan de forma benigna y, con tratamiento adecuado mediante penicilina durante 10 días por vía oral, las posibilidades de complicaciones son muy infrecuentes. Los tratamientos que se cortan antes de tiempo tienen mayor probabilidad de recaídas. Cabe recordar que no existe vacunación como forma de prevención de estas enfermedades.

Por lo tanto, ante la presencia de cualquiera de los síntomas anteriormente descriptos, desde el Ministerio de Salud aconsejaron no automedicarse y consultar inmediatamente al médico.

Asimismo, dieron a conocer las recomendaciones a seguir por las instituciones educativas ante la presencia de casos:

-Se debe pedir a los padres que cumplan con el reposo domiciliario de los alumnos enfermos: los padres deben aislar a los alumnos de la escuela y sitios públicos hasta recibir el alta médica. Personal de las escuelas de igual manera deben cumplir con el reposo domiciliario y con el alta médica.

-Intensificar las medidas de higiene de las instalaciones escolares en todos los turnos.

En ningún caso de notificación de casos de faringitis, de cualquier etiología viral o bacteriana, se recomienda el cierre de las instituciones, ya que no resulta ser una medida eficaz.

Medidas preventivas para evitar el contagio:

Los estudiantes y el personal de las escuelas deben seguir las medidas de higiene individual y ambiental para reducir la propagación:

-Al toser o estornudar, cubrir nariz y boca con el ángulo interno del codo o con un pañuelo descartable. Desechar el pañuelo en la basura después de su uso.

-Lavarse las manos con frecuencia con agua y jabón en la escuela y el hogar, especialmente después de toser o estornudar.

-No tocar los ojos, nariz o boca con manos sin lavar.

-Evitar estar en contacto estrecho con personas que están enfermas.

-Mantener la higiene de superficies, particularmente en los lugares o elementos que sean de uso público (mesas, computadoras, teléfonos, barandas, utensilios, baños, cocinas, picaportes y otros objetos de uso común).

-Airear y ventilar los ámbitos concurridos y permitir la entrada de sol, aún con temperaturas bajas.

-El personal de las escuelas debe estar atento de observar si los alumnos presentan síntomas de faringitis y comunicar a los respectivos padres y referentes de Salud Escolar.

-Limpiar y desinfectar superficies u objetos de contacto más comunes en el hogar, en el trabajo o en la escuela, especialmente cuando alguien está enfermo. Vaciar los cestos de basura las veces que sea necesario.

-Usar productos de limpieza general que utilice normalmente. Seguir siempre las instrucciones de la etiqueta de los productos. No se recomienda desinfección adicional más allá de la rutina de limpieza.

-Proporcionar los suministros adecuados, como productos de limpieza generales registrados, guantes, toallitas desinfectantes y cestos de basura que no requieran contacto con las manos.

-Comunicar eventos irregulares de aumento de casos ante las autoridades de Salud Escolar.

-Ante la recepción de certificados médicos con diagnóstico faringitis o faringitis estreptocócica, o un elevado ausentismo por esta patología, comunicarse con el Programa Epidemiología del Ministerio de Salud de la Provincia, al teléfono (0266) 4452000/2010, internos 3677 – 3090 – 3123 – 3531. O por correo electrónico a vigilanciadelasaludsanluis@gmail.com.

Fuente Agencia de Noticias

Compartir.