Una multitud acompañó al Señor de Renca en su día

0

Como ocurre cada 3 de mayo Renca fue una fiesta. Miles de files se pararon frente a la histórica parroquia para participar de la Misa que ofició el Obispo de San Luis, Monseñor Pedro Martínez, y luego girar alrededor dela plaza con el Cristo, el milagroso Señor de Renca, en procesión.

Es una celebración centenaria que no ha perdido su espiritualidad y devoción, y tampoco su costado popular.

A las 10:30 en punto el Obispo comenzó el emotivo oficio religioso donde destacó la importancia de la Fe y resaltó cómo año tras año más los fieles renuevan su apego al Señor de Renca.

La celebración culminó con miles de pañuelos saludando y despidiendo la imagen del Cristo en el Espino mientras entraba a su Iglesia.

Share.
SELECCIONÁ IDIOMA