Un grupo de manifestantes trató de “traidor” y “vende patria” al Intendente Ponce

0

En política todo se paga en la tierra, nada queda para el paraíso o el infierno. El intendente, Enrique Ponce supo en carne propia que esto es así. Su transfuguismo político iba a traer tarde o temprano alguna consecuencia.

Hoy al finalizar el acto que encabezó el presidente, Mauricio Macri, en el Centro de Jubilados Nacionales, Ponce se retiraba del edificio ubicado en calle Pringles y un grupo de manifestantes lo insultó y tildó de “traidor” y “vende patria” mientras le arrojaban botellas de plástica.

Fue una situación violenta y repudiable porque en democracia no son las formas, pero no puede escapar como hecho periodístico esta reacción social de rechazo a los movimientos políticos del jefe Comunal que viene de ser un fanático kirchenerista que daba la vida por la causa de Néstor y Cristina para convertirse en un aliado del oficialismo provincial y también festivo adherente a la gestión de Mauricio Macri.

Ponce se explica bien cuando ensaya un argumento para justificarse: “primero están las instituciones, la gente y la ciudad” y “debo llevarme bien con todos”, hasta ahí es una visión altruista y aplaudible, sólo que no está siendo sincero porque sus saltos de tapial tienen que ver con una conveniencia personal  y electoral.

Share.
SELECCIONÁ IDIOMA