Rodríguez Saá aseguró que con Poggi entró el narcotráfico a San Luis

0

En una entrevista que concedió a periodistas del diario Ámbito Financiero aseguró que con el ex gobernador, Claudio Poggi, no hay una disputa y advirtió que uno de los motivos por los cuales se distanciaron es la Policía y haber permitido que entre el narcotráfico a la Provincia. También adelantó allí que en 2019 no buscará la reelección

Texto completo de la nota publicada por Ámbito Financiero:

“Nación nos ningunea por fondos, y eso no es bueno”

ALBERTO RODRÍGUEZ SAÁ, GOBERNADOR DE SAN LUIS – Asegura que el Gobierno aún no acordó con la provincia el pago de la deuda por coparticipación tras el fallo de la Corte. Negó que exista una disputa con el exgobernador Claudio Poggi (hoy diputado nacional) y descartó que en 2019 vaya a buscar la reelección.

Florencia Arbeleche y Mariano Casal

Florencia Arbeleche y Mariano Casal

INNOVADOR. “El PJ de San Luis no es un peronismo viejo, sino que pertenece a la era de la robótica”, sostuvo el gobernador durante una extensa charla con periodistas de este diario.

 

INNOVADOR. “El PJ de San Luis no es un peronismo viejo, sino que pertenece a la era de la robótica”, sostuvo el gobernador durante una extensa charla con periodistas de este diario.

 

“La verdad es que la política me gusta bastante poco. No sé si habla bien o mal de mí, pero yo de esto sé. Huelo rápido cuando vienen las malas”, dispara el gobernador de San Luis, Rodríguez Saá, sobre el panorama actual del país.

 

El gobernador puntano aprovechó la visita a la redacción de Ámbito Financiero para dedicar iguales dosis de críticas al exmandatario provincial y exaliado Claudio Poggi -hoy diputado nacional- como al Gobierno de Mauricio Macri.

 

Periodistas: ¿Cómo viene la negociación con Nación tras el juicio que ganó la provincia en la Corte Suprema que obliga a devolver lo que le retuvieron a San Luis en los últimos años -15%- para financiar a la ANSES?

 

Alberto Rodríguez Saá: Mal. Fíjense que ni siquiera está incluido ese pago en el Presupuesto 2017. La Corte hizo la liquidación y mencionó los 120 días para pagar. Nosotros presentamos los números porque el Gobierno no quiere sentarse a hablar con nosotros, y la diferencia es simplemente por una tasa, en cuanto a considerarla como activa o pasiva. Obviamente elegimos la primera, que es la que nos conviene, pero no tenemos ningún problema en conversarlo, y en dos minutos eso se arregla.

 

P.: ¿Qué diferencia hay entre la tasa activa o pasiva?

 

A.R.S.: Si hablamos del retroactivo -es decir, desde que Nación comenzó a devolver ese 15% todos los meses para atrás-, serían $9.000 y pico de millones, y con la activa, poco más de $11.000 millones. A la Corte le dijimos de aceptar el primer monto y después el resto se verá, para que corran los 120 días. Pero estamos ante un permanente ninguneo de Nación. Y eso no es bueno.

 

P.: ¿Va a haber un bono de fin de año en San Luis?

 

A.R.S.: Sí, pero estamos esperando que hable la Nación. La cifra de la que hablan me parece muy pobre, pero vamos a hacerlo de dos maneras. Primero, convocando para la semana próxima a los supermercados y almacenes para ver si podemos armar o sugerir una canasta navideña o de fiestas razonable. Igual la ayuda de fin de año tiene que ser un poquito más porque tiene que ser un aliciente. Nosotros tenemos un fondo anticrisis que lo vamos a utilizar según el caso; y eso que cuando llegamos al Gobierno (diciembre 2015) no lo teníamos. Encontramos una provincia endeudada, algo que nunca había pasado.

 

P.: ¿Qué pasó con el exgobernador y hoy diputado nacional Claudio Poggi, otrora hombre de su riñón político?

 

A.R.S.: Yo he sido muy crítico de Poggi, pero no hablé durante dos años para que él pudiera liderar y me pareció prudente. Después fui muy crítico, que no se haya escuchado es otra cosa. Desde que asumí me fijé durante todo diciembre las cuentas de la provincia y calculé que para el 30 de abril ya estaba pagada la deuda, con equilibrio fiscal y sin déficit, y con el fondo anticrisis en marcha.

 

P.: ¿Pero cuáles fueron las críticas? Porque durante la campaña del año pasado tanto usted como su hermano, el exgobernador y actual senador nacional Adolfo Rodríguez Saá, hicieron campaña junto a Poggi…

 

A.R.S.: A nosotros nos pareció respetuoso que fuera nuestro candidato a diputado nacional, pero la elección fue tensa porque toda su gente cortó nuestra boleta y sólo puso el tramo de él. Las causas fueron, por ejemplo, todo lo que pasaba en la Policía, ya que en San Luis entró narcotráfico y pasaron muchas cosas. Se hicieron unos planes de vivienda con mucha corrupción, también hubo un plan de reparto de bicicletas que ya denunciamos que fue muy escandaloso: nosotros nos sentíamos muy orgullosos por la cultura del trabajo y no teníamos planes prebendarios, eran universales y sin partido político al lado. Ese plan de bicicletas TuBi salían en camiones y a la media hora se estaban vendiendo en la calle.

 

P.: ¿La disputa política con Poggi se resuelve el año que viene en una probable elección entre él y su hermano para el Senado nacional?

 

A.R.S.: No hay ninguna disputa política. Poggi se fue a otro partido. Si se presenta el Adolfo, va a ganar.

 

P.: ¿Cómo se llevan usted y su hermano con Sergio Massa?

 

A.R.S.: Yo soy peronista. Me encanta el 17 de Octubre, la resistencia peronista, los documentos del peronismo y me encanta la mirada sobre el futuro. Me encanta el documento aprobado por las Naciones Unidas previo a la encíclica del Papa “Laudato Si” sobre medio ambiente, que es una maravilla y una clase de medio ambiente. La era digital ya terminó y empezó la era de la robótica y se ignora. Los chicos de San Luis fueron al mundial de robótica y subieron dos veces al podio. Entonces creo que la Argentina no puede ser otra cosa que un Estado social con economía competitiva. Tenemos 32% de pobres, es una vergüenza.

 

P.: ¿Entonces cuál es el peronismo puntano?

 

A.R.S.: El de San Luis no es un peronismo viejo, sino el de la era de la robótica, pero no nos olvidamos del 17 de Octubre, que se llama “buscar un Estado social”. Y además creemos que se gobierna de la periferia al centro, y no al revés. No puede haber gobiernos tan insensibles.

 

P.: San Luis fue una de las pocas provincias que mantuvo la medición de la inflación durante la era K. ¿Qué le pareció la metodología que aplicó el INDEC?

 

A.R.S.: San Luis no aceptó los cambios en años anteriores y por eso daban otros números. Ahora tampoco los aceptamos. Nos hace mucho daño todo este silencio que hubo sobre la pobreza, y ahora este señor -titular del INDEC, Jorge- Todesca no nos dice cómo mide la pobreza ni nos pasa los índices de San Luis. La región Cuyo parece que tiene 37% de pobreza y queremos saber cuánto tiene San Luis.

 

P.: ¿Este reacomodamiento del que usted habla en San Luis lo lleva a pensar en la reelección en 2019?

 

A.R.S.: No. Me encantaría ordenar la provincia y que vuelva a ser lo de antes y tener expectativas de renovación. La verdad es que a mí la política me gusta bastante poco, que no sé si habla bien o mal de mí, pero yo de esto sé. Huelo rápido cuando vienen las malas para poder mitigar los dolores.

Compartir.

Sobre el autor

Punto Aparte

Comentar