Otra “misión cumplida” de Inti Anti: Trekking con 125 montañistas a Pueblo Escondido, en los Comechingones

0

El Club de Montaña Inti Anti logró convocar a 125 amantes del Trekking y caminaron hasta Pueblo Escondido, a unos 2000 metros de altura sobre el nivel del mar en la sierra de los Comechingones, en el límite entre San Luis y Córdoba.

Con el experimentado andinista, Gabriel Guillar como guía, el grupo inició la trepada a primera hora de la mañana de este domingo.

“Simplemente Gracias totales a las 125 personas que hicieron realidad la hermosa jornada de Inti Anti en el Pueblo Escondido, Salto del Tigre. Una vez más la mística, la alegría, la camaradería, el respeto y el amor permitieron lograr el éxito de una salida intiantiana”, posteó ayer Guillar en su cuenta Facebook.

Tiene motivos para estar satisfecho con la travesía, porque el Club cargó sobre sus espaldas con la organización y el ascenso de un número  muy importante de montañistas. Y todo salió perfecto.

Ubicación de Google Maps

 El grupo se nutrió de gente de San Luis capital, Villa Mercedes, de varias localidades de la Provincia y provincias vecinas.

El lugar es imponente. Hoy es un ex yacimiento minero con historia bélica en el corazón de la montaña. Allí se extraía tungsteno, un material que soporta altas temperaturas – y asociado a las herramientas más sofisticadas para las guerras: como vehículos blindados, tanques de guerra y proyectiles para cañones. Pero a finales de 1969 la mina quedó abandonada hasta que en 1995 las instalaciones fueron restauradas para fomentar el turismo aventura, rodeado de impactantes quebradas de las Sierras Comechingones.

Vista imponente de Pueblo Escondido

La vieja usina en Pueblo Escondido se ubica al límite con la provincia de San Luis a 2.000 msnm y se puede acceder por el trazado geográfico de la localidad de Merlo – San Luis – con caminos en buen estado. Ascendiendo en vehículo hasta el filo de la montaña, y luego desviándose de la ruta para comenzar el sendero a pie y vivir una experiencia inolvidable al pie del Cerro Áspero, la base minera está enclavada entre amplios macizos rocosos que le dan un marco único de belleza.

Los cordobeses dicen que es una meca del turismo aventura, sus estructuras edilicias se encuentran óptimas para ser visitadas y pernoctar en el asentamiento minero. Es un refugio de montaña que mantiene el espíritu de sus años dorados, con comedor, habitaciones privadas y para compartir, zonas de acampe y también ofrece servicio gastronómico para el turista.

La ruina minera se encuentra en un cinturón territorial agreste y por eso el acceso es dificultoso.

Share.